25 marzo, 2011

Nueva Hoja "Noche de Gala"


Las "Noches de Gala" en Buenos Aires eran las “Noches de Colon”
Las clases acomodadss porteñas se daban cita en sus lujosas instalaciones para gozar de la belleza del arte lirico; tambien como lugar de encuentro social para ver y ser visto.
Como bien lo describio Roberto L. Cayol y con musica de Raúl de los Hoyos en el tango "Noches de Colon". Estrenado el 24 de sptiembre de 1926 en el Teatro Maipo y que fuera popularizado por la versión de la Orquesta de Ricardo Tanturi con la voz de Alberto Castillo.

Primero de la derecha R. Tanturi a su lado A. Castillo
"También los goces que da el dinero / en otro tiempo lo tuve yo / y en las veladas del crudo invierno / en auto propio llegue al Colon.
Por los gemelos acribillando / supe a las damas interesar / mientras lucia desde mi palco, /el blanco peto del rico frac. ….."
El Teatro Colón, situado en la Ciudad de Buenos Aires es uno de los teatros de ópera más importantes del mundo por su tamaño, su excepcional calidad acústica, trayectoria y su notable valor arquitectónico.
Es considerado uno de los cinco mejores teatros para la ópera por su espectacular acústica.

El Colón ha sido desde siempre un teatro venerado por los públicos y por los más grandes artistas.
Su creación se debe a una iniciativa del Intendente Torcuato de Alvear.

Torcuato Antonio de Alvear y Sáenz (Montevideo, Uruguay, 21 de abril de 1822 - Buenos Aires, Argentina, 8 de diciembre de 1890) Fue hijo del general independentista Carlos María de Alvear y padre de Marcelo Torcuato de Alvear, quién afiliado a la Unión Cívica Radical, fue Presidente de la Nación Argentina entre 1922 y 1928.
En 1883, con la creación del puesto de Intendente de la Ciudad de Buenos Aires, Alvear fue designado por el presidente Julio Argentino Roca en ese cargo, durando su mandato hasta 1887.
Siendo un personaje de poder, vinculado con la aristocracia porteña más tradicional y como parte de la Generación del 80, le fue posible encarar una serie de importantes reformas en Buenos Aires, sin mayor dificultad o trabas. Su gestión estuvo enfocada en la remodelación urbana y su mayor preocupación fue el cambio de imagen para la nueva Capital Federal.
Alvear era parte de esa generación maravillada por los avances y la moda europea, sobre todo la parisina, durante el reinado de Napoleón III.
Al retirarse, en mayo de 1887, decía en mensaje al Concejo:"He observado escrupulosamente las ordenanzas y las leyes, no he atacado ningún derecho; mi más afanoso empeño ha sido conciliar los intereses particulares con los intereses de la comuna y puedo asegurar al H. Concejo que en todos los casos lo he conseguido".
La idea de la construccion del teatro Colon surgió en 1886 y en 1889 se realizó una licitación pública para su construcción, en la cual triunfó la propuesta del músico y empresario de ópera italiano residente en Argentina, Angelo Ferrari (1835-1897), quien acompañó su oferta con un proyecto del arquitecto e ingeniero italiano Francesco Tamburini (1846-1890).

Proyecto original Arquitecto Francesco Tamburini
La piedra fundamental fue colocada el 25 de mayo de 1890, con la intención de inaugurarlo antes del 12 de octubre de 1892 en coincidencia con el cuarto centenario del descubrimiento de América.
Pero en medio, de la crisis de 1890 y sus coletazos impidieron la inauguración de la nueva sala cuya construcción llevó alrededor de 20 años. Finalmente el teatro se inaugura sin estar totalmente terminado el 25 de mayo de 1908 la primera función estuvo a cargo de la Gran Compañía Lírica Italiana con la ópera Aida de Giuseppe Verdi.

Francisco Tamburini (1846-1891) nació en Iesi (Ancona). Llegó a la Argentina en 1881, llamado por el gobierno de Julio Argentino Roca para dirigir el Departamento de Arquitectura de la Nación.
Tamburini desplegó una intensa actividad en el sector público, y su nombre está vinculado a gran cantidad de edificios oficiales de la década del ochenta.
En pocos años, realizó una gran cantidad de proyectos, no sólo para el gobierno sino también para particulares.
Entre los trabajos efectuados por Francisco Tamburini en Buenos Aires cabe señalar la reforma - sobre planos de él mismo - de la casa de gobierno (Casa Rosada); donde proyectó la unión de los 2 edificios mediante un gran arco, que hoy constituye el acceso sobre la calle Balcarce. El edificio fue inaugurado oficialmente durante la segunda presidencia de Roca, en 1898.
El antiguo Hospital Militar Central; la Escuela Normal de Profesores; el Arsenal de Guerra; el Departamento Central de Policía, construido bajo su dirección, sobre proyecto de su colega y compatriota Juan Antonio Buschiazzo.
Entre las residencias particulares se destaca la que construyo para Juárez Celman.
En el interior del país también ejecutó diversas obras, tales como el Teatro Rivera Indarte (actual Teatro del Libertador General San Martín), el Hospital Nacional de Clínicas, la Penitenciaría y el Banco de la Provincia, todos estos en la ciudad de Córdoba; autor de los proyectos del Colegio Nacional y del Hospital Italiano debió asimismo el edificio de la estación del ferrocarril en Rosario de Santa Fe, entre otras obras.
La importancia de sus trabajos lo convierten en una de las figuras de primera línea entre los arquitectos del siglo XIX.
Tamburini, fallece en el año 1890 cuando la construcción del teatro apenas llegaba al primer nivel, Vittorio Meano colaborador de Tamburini debió asumir bajo su responsabilidad y con sólo treinta y dos años el proyecto del Teatro Colón.
En 1892 Meano introdujo cambios sensibles en el proyecto y continuó dirigiendo la obra, de lenta ejecución, hasta su muerte.

Proyecto Arquitecto Vittorio Meano -1892-

Vittorio Meano (Susa 1860 Italia - Buenos Aires 1-06-1904). En 1878. Meano obtiene el título de geómetra en el Instituto de Pinerolo; luego estudia arquitectura en la Academia Albertina de Turín.
Hacia 1880 inicia su experiencia laboral en la oficina de ingeniería de su hermano Cesare; hasta que en 1884 emprende viaje a Buenos Aires para incorporarse al estudio de Francisco Tamburini, que por entonces abordaba el proyecto de significativas obras públicas.
La obra de Vittorio Meano, sucedida exclusivamente en el ámbito rioplatense, incluye pocos edificios, pero de singular relevancia institucional y urbana: el Teatro Colón y el Congreso Nacional en Buenos Aires, y el Palacio Legislativo de la República Oriental del Uruguay, en Montevideo.

Congreso Nacional Buenos Aires Argentina
Nunca vería completado ninguno de sus proyectos, Meano fallece tempranamente en tragicas circunstancias, asesinado el 1 de junio de 1904 por el italiano Juan Passera, su ex mayordomo y presunto amante de su esposa, Luisa Meano.
Diez días despues de su muerte recibe la notifcacion de haber ganado el concurso para la construccion del Palacio Legislativo de Montevideo.

Palacio Legislativo de la República Oriental del Uruguay, en Montevideo.
Ahora la direccion de la obra del teatro Colon es asumida por el arquitecto belga Jules Dormal (1846-1924), a quien se deben principalmente las terminaciones interiores donde puso en evidencia toda su generosidad artística y su influencia estilística borbónica" dotando al Teatro Colon de una refinada calidad y rica ornamentación.

Jules Dormal Godet (mejor conocido como Julio Dormal) (Lieja, Bélgica; 1846 - Buenos Aires, Argentina; 22 de marzo de 1924) Se recibió de ingeniero en la ciudad de Lieja, donde había nacido; y luego de arquitecto en la Escuela Central de Arquitectura de París.
Arribo a Buenos Aires procedente de Bélgica en 1868 “para la construccion de un frigorífico en Puerto Ruiz, cerca de Gualeguay en la provincia de Entre Ríos. La empresa fracasó, y luego de un regreso a Europa para cerrar sus negocios, se instaló definitivamente en Buenos Aires en 1870.
En 1886 fue socio fundador de la Sociedad Central de Arquitectos en la Argentina, y un importante representante del academicismo francés en la arquitectura argentina.
Uno de sus primeros trabajos fue el diseño del Parque 3 de Febrero, impulsado por el presidente Sarmiento y planeado por el paisajista Carlos Thays.

Casa de Gobierno de La Plata
Fue autor de la Casa de Gobierno de La Plata (un señorial edificio con preponderancia estilística ligada al renacimiento francés), y responsable del Monumento a San Martín que se encuentra en la Catedral de Buenos Aires.

Terminó la construcción del Palacio Pereda (hoy Embajada del Brasil), diseñado por el arquitecto Louis Martin para Celedonio Pereda.
Una de las residencias más imponentes proyectadas por Dormal fue la de Carlos Ortiz Basualdo, que se encontraba en el cruce de las calles Arenales y Maipú, frente a la Plaza San Martín.
En 1904 dirigió los trabajos finales del Congreso de la Nación, tras la muerte de su autor Víctor Meano, sin modificar sus planos. Y la terminación de los trabajos del Teatro Colón, que también estaba a cargo de Meano, diseñando principalmente sus interiores.

Proyecto la Residencia Julio Peña –hoy sede de la Sociedad Rural Argentina, en Florida entre Corrientes y Lavalle, y Junto a ella, el edificio en cuya planta baja funciona históricamente la Confitería Richmond.
Entre 1910 y 1915 fue miembro del Concejo Deliberante de la Ciudad de Buenos Aires. Se encargó allí de temas edilicios y de urbanismo.
Construyo en la calle San Martín 1137 (frente a la Plaza San Martín) el impactante petit-hotel de cuatro plantas y estilo ecléctico, adonde vivió hasta la fecha de su fallecimiento, en 1924.
Todas esta obras y otras de menor envergadura muestran la importancia de la trayectoria e impronta que el autor dejó en nuestro país".
El Colón no es sólo la obra de tres arquitectos de excelente inspiración y acertada actuación.
Un edificio de su tamaño y envergadura técnica, nunca hubiera sido construido sin el concurso de una gran cantidad de profesionales de alto nivel, sin las empresas fabricantes, proveedoras y constructoras adecuadas y sin los artistas pintores, escultores, artesanos y obreros que han hecho del Colón una verdadera obra de arte integral.

El legajo histórico del Teatro Colón incluye necesariamente el análisis del aporte sustancial a la obra realizada por profesionales como Domingo Selva - ingeniero y pionero argentino en materia de complejas estructuras resistentes-, Carlos Maschwitz (ingeniero responsable del sistema de calefacción), el ingeniero electricista Jorge Newbery (famoso como precursor de la aviación argentina, pero menos conocido por su actuación como discípulo directo de Edison, Director de Alumbrado de Buenos Aires, y especialista decisivo en el diseño eléctrico del Colón), José María Calaza (el erudito Director de Bomberos de la ciudad, que fue jurado, asesor y supervisor de los sistemas contra incendio de toda la obra del Colón, entre 1889 y 1908. Esta actuación técnica quedó registrada en uno de los tres tomos que publicó sobre seguridad en teatros) y escultores como Luigi Trinchero (autor de una cantidad de ornamentos artísticos y esculturas del edificio), pintores como Marcel Jambon (proveedor parisino de escenografías y decorados para muchos de los principales teatros de ópera del mundo en su tiempo), y empresarios como Italo Armellini y Francesco Saverio Pellizzari (a quienes se debe en gran medida la eficacia y calidad de ejecución con que el Colón se convirtió en el magnífico teatro inaugurado en 1908, en un edificio que testimonia la alta tecnología de su época).
Los sucesivos arquitectos que tuvieron a su cargo la imponente obra (Franceso Tamburini, Vittorio Meano y Jules Dormal) conciliaron en su diseño estilos tan disímiles como el ático-griego, que predomina en el exterior, y -en palabras de Meano- "los caracteres generales del Renacimiento Italiano, la buena distribución y la solidez propias de la arquitectura alemana, y la gracia, variedad y bizarría de ornamentación asociadas a la arquitectura francesa", hasta conformar un admirable ejemplar del estilo "ecléctico" del siglo XX.

La sala con capacidad para 2.487 espectadores sentados (alcanzando los 4.000 con los puestos de pie) divididos en siete niveles, la sala agota las posibilidades de la forma de herradura a la italiana - es una de las mayores del mundo - tiene 32 metros de diámetro, 75 de profundidad y 28 de altura en un entorno de estiloecléctico, que combina el neorenacentismo italiano y barroco francés, el diseño del teatro presenta una rica decoración en dorado y escarlata. La alfombra y el tapizado de las butacas son de terciopelo.
A 28 metros de altura, la sala está coronada por una cúpula.
La pintura original de esta fue realizada por Marcel Jambon, el mismo que había decorado inicialmente La Opera de París, hasta que en 1964, fueron las pinturas de Marc Chagall las que las reemplazaron.

En el Teatro Colón, el deterioro de la decoración original, se mantuvo hasta la década del sesenta, momento en que el recocido artista plastico contemporaneo Raul Soldi la pinto nuevamente. Se inauguró en la velada del 25 de mayo de 1965, con la presencia del Presidente de la Nación Dr. Arturo Illia.
En el escenario actuaron Olga Ferri, Norma Fontenla y José Neglia los 2 ultimos fallecidos tragicamente en un accidente aereo el 10-10-1971.
El mural se extiende en 320 metros cuadrados, con 51 figuras inspiradas en el mundo de la música: escenas de la danza, la ópera, los instrumentos antiguos, el reposo de los músicos; todas escenas en las que una figura blanca enlaza cada grupo pictórico, rodeando a la araña central de 7 metros de diámetro con 700 bombitas eléctricas.lámparas eléctricas, construida en bronce bruñido. La araña fue construida en Francia a fines del siglo XIX, y está considerada una magnífica obra de cincelado.

Dijo Raúl Soldi "...He querido hacer de la cúpula un espejo, una memoria de colores que evoque la magia de este Teatro. Al poner las manos en el proyecto, pensé fijar en el techo todo lo que acontece y aconteció en el escenario. De este modo surgió la idea de esa ronda en espiral invadida por cincuentiún figuras, incluyendo los duendes del Teatro, que logré rescatar escondidos en cada rincón del mismo...".
Rodean la sala, el gran hall de entrada (Foyer), el Salón Dorado, el Salón de los Bustos, el Salón Blanco y el Museo que alberga los trajes utilizados por algunas de las celebridades que pasaron por su escenario.
En la ornamentación se utilizó mármol de primera calidad y de distinto origen. La escalinata (o escalera de honor) es de mármol blanco de Carrara y las barandas que la circundan son de mármol de Portugal. Al pie de la escalera –a ambos lados– las barandas terminan en dos cabezas de león talladas a mano en piezas completas. El último tramo de la escalinata, de planta semicircular, da acceso a la galería que conduce –también a ambos lados– a las escaleras que llevan al primer piso. En el primer descanso, el visitante se enfrenta con dos magníficos vitrales con motivos alegóricos que sirven de cabezales al Salón Dorado.

El salón de los bustos
El nombre se debe a las figuras escultóricas de famosos compositores que forman parte de la decoración: Beethoven, Bellini, Bizet, Gounod, Mozart, Rossini, Verdi y Wagner.



El Salón Dorado
Enormes columnas talladas con detalles en oro, altos espejos que lo asemejan a los grandes salones de los palacios de Versailles o de Schoenbrunn, confieren a esta dependencia un especial atractivo. Los muebles franceses, con lujoso trabajo de marquetería, sillones y sillas tapizadas en color rosa pálido y una serie de grandes arañas realzan aún más la majestuosidad de este recinto.

Los Vitrales

Fueron concebidos en el proyecto de decoración del arquitecto Meano, y realizados por la prestigiosa casa Gaudin de París, en 1907.

En los cabezales del Salón Dorado hay dos realizaciones, de tenues colores, donde se recrean escenas que evocan episodios de la historia y de la poesía de la Grecia clásica. El primero representa a Homero recitando la Ilíada; el segundo, un homenaje de Sapho al dios Apolo.
Salón Blanco

Tiene capacidad para 34 personas. Aquí se ubican las autoridades nacionales y sus invitados con motivo de alguna representación especial. El salón Blanco –totalmente alfombrado en rojo y amueblado con sillones de felpa colorada–
El Instituto Superior de Arte, la biblioteca, el Centro de Experimentación Musical y los talleres conforman dependencias extraordinarias que lo diferencian de otros teatros del mundo debido a que la mayoría de las puestas en escena, telones, elementos escenográficos, de vestuario y todo lo necesario para una producción completa se construyen en las mismas dependencias del teatro.
A lo largo de los 103 años transcurridos desde su inauguración, el edificio ha sufrido el deterioro lógico, producto de la falta de mantenimiento e inversión, y el desgaste propio de sus materiales y la acción de agentes externos como polución, lluvia, humedad y por el paso del tiempo.
El Teatro Colón estuvo en obras por más de tres años, desde el 2007 al 2010 se realizó una restauración conservativa que abarcó la totalidad del Edificio, durante la Gestión del Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Mauricio Macri. La obra estuvo a cargo del Ministerio de Desarrollo Urbano, bajo la dirección del Ministro Daniel Chaín.
El 24 de mayo de 2010 a las 08:20 pm en pleno festejo por el Bicentenario de Argentina se produjo la reapertura con un gran espectáculo de animaciones 3D donde el teatro se vio totalmente restaurado y lleno de su antiguo esplendor.

Raúl Soldi (Buenos Aires, 27 de marzo1905 - 21 de abril 1994) Artísta plástico y pintor argentino, de reconocida trayectoria internacional, representante destacado de la Corriente Expresionista en Argentina.
Inició sus estudios de arte en la Academia Nacional de Bellas Artes de Argentina. En 1921 viajó a Europa, viviendo en Alemania e Italia, donde ingresó a la Real Academia de Brera (Milán).
En 1933 Soldi regresa a Argentina y es becado por la Comisión Nacional de Cultura y recorre Estados Unidos, donde trabaja como escenógrafo en Hollywood.
En el año 1953 comienza a pintar los famosos frescos de la Iglesia de Santa Ana, de Glew (provincia de Buenos Aires, Argentina). Esta tarea la completaría tras 23 veranos de trabajo.

En 1985 se declaró a Raúl Soldi Ciudadano ilustre de la Ciudad de Buenos Aires. Sus obras figuran en muchos museos, entre ellos, el de Arte Moderno de Nueva York y los de Florencia y Milán. El Museo del Vaticano en Roma incorpora en 1987 una obra suya titulada "La Virgen y el Niño", siendo la segunda obra de Soldi en la Santa Sede, la anterior se titula "Santa Ana y la Virgen Niña". En 1989 crea el mosaico Camerata Bariloche, para el Museo del Parque de Portofino, Italia. Amante del teatro y sus luces escénicas, Raul Soldi creó la llamada galería de figuras Soldinas, caracterizadas por su fisonomía melancólica.
Fuentes: www.todoperaweb.com.ar / http://biblio3.url.edu.gt/Libros/Colon/historia.pdf / http://haciendoelcolon.buenosaires.gov.ar / http://bibliotecafaud.blogspot.com /www.tiempodemusica.com.ar / www.arquitectura.com / Wikipedia / www.esacademic.com / www.monografias.com / www.magicasruinas.com.ar

1 comentario:

Héctor Ángel Benedetti dijo...

Estimados Nadia y Sergio: Carlos Gardel fue el primero en grabar "Noches de Colón", en 1926. Lo hizo con acompañamiento de los guitarristas José Ricardo y Guillermo Barbieri. Luego lo grabaron: Osvaldo Fresedo y su orquesta (1926), nuevamente Fresedo (1927), Ricardo Tanturi y su orquesta con la voz de Alberto Castillo (1941), Francisco Canaro y su orquesta con la voz de Alberto Arenas (1955). Saludo cordial, y felicitaciones por tan excelente página. Héctor.